lunes, 9 de junio de 2014

ODIO LAS CANCIONES DE VERANO


- Enciende la radio y busca algo decente ¡En A.M cabron! La otra pinche frecuencia es para desquiciados.

- Ok inspector, pero no vaya tan duro ¡El aguacero está muy fuerte! Y aquí nuestra tostadora con ruedas se patina gacho ¿Eh? A mí ya se me rebelo en una nochesita igualita a esta.

Luego de algunos segundos de estática, los dedos del cabo se detuvieron en el 680 de la onda media:

“Vendrán otros veranos,
vendrán otros amores.
Pero siempre en mí ser vivirá,
mi amor de verano.
Mi primer amor”

- ¡Te dije que pusieras algo decente! No que viajáramos en el tiempo a la prepa 6 ¡Quítame esa paparruchada!

- Pero bien que se acuerda que es de sus tiempos ¿Verdad? Jajaja

- Pus tanto como acordarme no. Bueno, es del… ah chinga. Yo estaba ya casi saliendo, entons… es como del 67 o 66 esa cancioncita.

- ¡Asu madre! Ya tiene usted sus años ¿Y porque no se acordaba? La edad ¡Que pregunta!

- ¡No! Es que en esos años le hacía a la mona bien recio, y como que no me acuerdo bien jejeje. Y de otras cosas de aquellos días, no me gusta recordarlas. Incluida la chingadera esa del Roberto Jordan ¡Nunca me gusto! Yo andaba acá con mi hermano (Que en paz descanse) con los Creedence, los Beatles, los Rolling, Cream ¿Ni los conoces verdad? A ti te ha de gustar el pinche reggeton o como se llame esa madre.

- Iz Barniz, pero sí. Los Rolling han venido al autódromo ¿No? Si se quiénes son. Pero ¿Por qué no le gusta acordarse? ¡Se me hace que hay vieja ahí!

- Jeje, cabron chamaco. Si, hubo… hubo algo ahí. Nada más que uff… ya llovió de eso.

- ¡Cuénteme por eso! Ya sabe que a mí me hace falta aprender un buen.

- Ay pues que te cuento guey… Yo tuve como a los 17, 18 una novia muy bonita. Allá la conocí en la prepa 6 de la UNAM. Yo ya iba de salida casi y pus era bien burguesa ¡Quien sabe porque le guste! Yo traía el pelo largo y te digo, andaba acá en la onda pesada con mi brother… ¡Ella me jalo ora me llega a la memoria! Como que le di curiosidad y pues no la hice de tos. Pero si, me invitaba a sus desmadres fresas y luego ponían esa pinche canción y ya sabes “Vamos a bailarla abrazaditos, no seas indio” ¡Te juro que así me decía! Y yo, pus mientras no me estuvieran viendo mis cuates ¡Pues me dejaba querer!

- Jaja, se la aplicaba. Y ¿Luego que más?

- Y bueno dije “Si ella me obliga a ir su relajos, yo la voy a traer a los míos” Y pues yo andaba en el movimiento estudiantil con mi hermano, asambleas, ya sabes, manifestaciones, marchas y fíjate, ¡Que le va gustando todo ese desmadre! Eso fue ya… ah, pus ora sí que en verano del 68. Yo creía que se iba a abrir. A mí al principio ella no me gustaba tanto, se me hacía muy aniñada y burguesa. Pero en cuanto le enseñe a monear y ella se comenzó a empapar con mis ideas y todo lo que circulaba en esa onda ¡Puta! Nos volvimos uña y mugre. Ya cuando salí de la prepa, en esas vacaciones de verano que vienen después ¡Asu! Como rolamos juntos ¡La clavé en mi mundo totalmente!... Lo malo, vino cuando a mi jefe le ofrecieron una chamba en Veracruz. Entonces nos dijo a mi hermano y a mi “¿Saben que chamacones? Uno de los dos se va a tener que venir conmigo porque me saldría muy caro tenerlos a los dos acá en el D.F” Y mi hermano se puso con que “oye, pus tú ya sabes que ando organizando a los chavos acá ¡Vete tu un tiempo!” No sé por qué, pero pues acepte. Dije, “solo un tiempo en lo que se afianza mi jefe”. Y también así le dije a ella. No le latió, pero que se podía hacer.

- ¿Entons se fue a Veracruz?

- Me fui para allá y a pesar de que luego, luego me junte con otros mariguanos, a los 15 días ya la extrañaba mucho. Y en una peda con ellos, a finales de septiembre les dije: “Nooo ¿Saben qué? Si me regreso por mi morra. Yo veo como le hago, me consigo una chamba y a ver que sale con lo de los estudios.” “Órale, si estás bien clavado” me dijeron. “Si, yo creo que ya me caso con ella. Llegando se lo voy a plantear”. “Chido, chido carnal ¿Y cuándo te irías?” y yo “Mmm, cuando empiecen las olimpiadas o unos días antes.”… Namas que ya no pude llegar a tiempo. Ya te imaginaras porque ¿Verdad?

- ¡No! ¿Qué paso?

- Jeje, noo mijo. Pues paso lo del 2 de octubre ¿Qué iba a pasar? Yo ya nunca más la volví a ver, ahí quedo y ahí, justo ahí fue cuando sentí que se terminó mi verano de amor con ella.

- Sssss, pero ¿Cómo? ¿Le avisaron o qué onda?

- Mi hermano, salió huyendo del desmadre y llego acá el 3 en la madrugada. Y el, pues… primero me dijo que la vio entre la gente que cayo ametrallada. Y yo me quede con esa versión. Mi padre ni me dejo moverme de ahí ni que hablara con nadie. Luego en el 71, echando el chupe con mi hermano me dice ya con un chingo de copas encima “Mira brother, el pedo estuvo así. Yo me escondí en los edificios y luego de la balacera, medio me asome por una ventana y vi como se la llevaban los militares. Yo no te quise decir la verdad en ese momento porque ibas a querer ir a buscarla y yo ya había perdido muchos amigos… Te hubiera pasado lo mismo. Además, pues la familia de ella luego anduvo preguntando por nosotros y señalándonos. Que porque la chava no era de esas ondas hasta que empezó a andar contigo y puff, montón de comentarios que me han llegado de cuates del DF. Discúlpame, pero ya no quise perderte a ti.” ¡Nombre! Pa’ que me dijo, le deje de hablar en ese momento. Cosa de la que luego me arrepentí, porque también esa fue la última vez que lo vi. Paso lo del halconazo el 10 de junio, empieza la guerra sucia y el cómo andaba en una liga comunista, que me lo desaparecen. Y tan, tan. Colorin Colorado.

- Noo, pus yo no sabía inspector. Dispénseme.

- No, no te preocupes. Si me sentí muy culpable de lo que le paso porque cierto, ella no era de eso. Quien sabe que chingaderas le hayan hecho esos cabrones, pobrecita. En fin, que ya va a empezar el mundial y ¿Qué onda puto? ¿Hacemos una quiniela?

- ¡Verano futbolero! Pues ora, por andar de preguntón.

- ¡Ya déjalo! Ni que te hubiera pasado a ti.

4 comentarios:

Pherro Chafirete Ruletero dijo...

Nuestros mejores recuerdos se han erigido sobre nuestras memorias más tristes.
Están fluidos los diálogos, le falta ambientación, aunque dices que van en un carro y afuera llueve, pero no sabemos más del entorno y le falta acción.

Aline dijo...

Me parece muy buena manera de tomar el tema de la semana, me gustó la historia, me impactó el último enunciado ¡Ya déjalo! Ni que et hubiera pasado a ti. ¿Será que la indiferencia de hoy también ha sido ocasionada por el miedo de los que en ese entonces lucharon? Bueno, además aquí hay un tema de amor, entonces ¿Ni que te hubiera pasado a ti? tu ama, tu vive. Me latió, pero tengo problemas para leer (y redactar) diálogos, como que de repente me cuesta trabajo leerlos, siento que faltó un poco de enfatizar las expresiones y reacciones de los personajes en medio de los diálogos.

Marita dijo...

Es una historia de "amor de verano", pero sin toda la melosidad cursi característica de ese cliché. Me parece que hiciste un buen trabajo al combinarlo con un suceso tan bien conocido. Y me agrada la forma mal escrita a propósito de tus diálogos, el "oye, pus" y el "Nombre, pa´"le dan al lector una imagen del personaje sin tener que describirlo directamente. Saludos.

ESCRIBICIONISTAS dijo...

Me traías corre y corre entre un diálogo-historia y otra, pero está justificado, dijera Ph, porque van en un carro, y el chisme es rapidito, pero me hubiese gustado que pusieras más detalles.
Me latió el concepto de tu post.

Ros